Rebel Moon – Parte 1: La niña del fuego

Rebel Moon – Parte 1: La niña del fuego

Rebel Moon - Part One: A Child on Fire | 2023
25 de diciembre de 2023
En un universo lejano llamado Mundomadre, la joven granjera Kora, que tiene un oscuro pasado, deberá reunir a un grupo de guerreros, para hacer frente al temible imperio liderado por Belisarius, que mantiene oprimidos a todos los planetas del sistema.

Zack Snyder nunca ha escondido las referencias dentro de su cine, y una de ellas, que siempre ha estado en su boca, ha sido la del universo de La guerra de las galaxias, de George Lucas. Snyder siempre ha afirmado su admiración por esta saga y desde hace años soñaba con crear la suya propia. La oportunidad se la da Netflix, con Rebel Moon, un compendio de (por ahora) dos películas a las que, parece ser, que acompañarán cómics, videojuegos y demás parafernalia para ampliar el universo.

Concebida en su día como una película para añadirse al mundo de Lucas, tras la adquisición de Disney en el 2012, la idea quedó finalmente en el fondo de un cajón. Pero Snyder es un tipo con tesón que, por lo general suele conseguir lo que quiere (salvo ampliar el DCU, pero eso es otra historia aparte), y han tenido que pasar unos cuantos años para que sea una plataforma la que le brinde la oportunidad de llevar uno de los mayores proyectos cinematográficos de su vida.

Antes de entrar en materia, para dar forma a esta ‘bilogía’, Snyder ha contado con la escritura de Kurt Johnstad y Shay Hatten. Ambos tienen experiencia en el cine de acción (Atómica (2017), John Wick 4 (2023)) y ambos han trabajado previamente con Zack Snyder (300 (2006), Ejército de los muertos (2021) por lo que conocen con solvencia las exigencias y el estilo tan personal que tiene. No nos engañemos, esta Rebel Moon – Parte 1: La niña del fuego es tan fiel a un estilo marcado que apenas vamos a encontrar cosas nuevas o destacables si conocemos como rueda Snyder.

Charlie Hunnam, Michiel Huisman, Sofia Boutella, Staz Nair y Djimon Hounsou.

Que la película tiene mucha inspiración del mundo ‘Star Wars’ está demostrado, ya no sólo por la similitud de su historia (Lucas tampoco fue un pionero, tomó como referencia La fortaleza escondida (Akira Kurosawa, 1958), y en los ochenta, la película Los 7 magníficos del espacio (Jimmy T. Murakami y Roger Corman, 1980) también tomaba como referencia la cinta del nipón), algunos aspectos de los personajes, algo de la estética… todo nos suena. No podemos hablar de plagio, porque sería falso, pero Snyder deja perfectamente clara que cinta es su musa.

Pero uno de los principales problemas que tiene Rebel Moon – Parte 1: La niña del fuego radica en su guion. Bien es sabido que el director no es precisamente un perfeccionista en este sentido, es un director más visual, más esteta que otra cosa, por lo que suele descuidar bastante el texto en sus trabajos. Aquí nos topamos con una serie de escenas (sí, hay un hilo argumental excesivamente básico, aunque todo resulta bastante vacío y sin alma) muy visuales que se van enlazando poco a poco hasta llegar a un desenlace fruto del exceso habitual de Snyder. Nada nuevo.

¿Qué sucede entonces cuando los personajes no están lo suficientemente desarrollados? Pues que lo que les suceda, sus motivaciones y sus conflictos, nos dan bastante lo mismo. Aquí, a pesar de que Sofia Boutella, Michiel Huisman, Charlie Hunnam, Bae Doona (¿se acuerdan de la niña de The Host (Bong Joon Ho, 2006)?) o incluso Djimon Hounsou hacen lo que pueden, su desarrollo dista mucho de estar lo suficientemente elaborado como para que podamos sufrir con ellos o incluso para que sirvan de conducto en la historia.

Ed Skrein.

A esto hemos de sumarle que los villanos, son un poco ¿torpes? No hay demasiado vileza en ellos, e incluso la cinta se muestra muy contenida a nivel de violencia visual, algo que sorprende de Snyder, cuando tiene en su haber títulos con más violencia explícita. No sería de extrañar que entre las condiciones de Netflix se encuentre el suavizar este aspecto.

Con toda la ingente cantidad de infortunios y desaciertos que tiene la película, a pesar de que el resultado, aunque decepciona, al menos se deja ver. No es la peor película del año o del director, hay producciones con más renombre que cuentan menos que ésta. Quizá había demasiada expectación con ella y Snyder es el que es, a estas alturas es complicado que cambie su estilo o su forma, y si nos gusta con todos sus excesos (las ralentizaciones valen para todo) posiblemente entremos en su juego sin problema.

Esta especie de intento de “space-opera” del siglo XXI, este intento de equipararse a una saga clásica (aunque seguramente Snyder no pretendía ni superarla ni igualarla) es un ejercicio muy simple, con una historia demasiado sobada, con un diseño de producción que, sin ser nada del otro mundo, resulta efectivo en la historia y con unos personajes muy mal desarrollados. Que remonte con la segunda parte, es un misterio, pero las cartas están jugadas y si Snyder es listo ya sabe dónde no volver a cometer los mismos fallos.

¿Por qué no se estrenó en cines?

A pesar de que se ha podido ver en salas de forma muy limitada (sólo en el Reino Unido y Estados Unidos), Snyder tenía claro desde el principio que quería que la película se estrenase directamente en plataformas por las ventajas que para él presentan.

¿Cómo se puede ver?

Es un estreno exclusivo de Netflix, ergo

Entre homenajes y desafíos, Zack Snyder nos invita a su propia galaxia.
5

+Info
Dirección
Zack Snyder
Guion
Zack Snyder, Kurt Johnstad, Shay Hatten
Dirección de fotografía
Zack Snyder
Música
Tom Holkenborg
Montaje
Dody Dorn
Formato
2.39:1
Nacionalidad
USA
Duración
133 minutos
Distribución
Netflix
En la red

''
Te puede interesar